En «Leyendas negras de la Iglesia», Messori rebate «auténticas mentiras y deformaciones» sobre la fe

adminoctubre 26, 202212min240
logo_2020.png

Vittorio Messori, el famoso periodista italiano, autor de Cruzando el umbral de la esperanza, la primera entrevista realizada a un Papa en ejercicio, en este caso a Juan Pablo II, del que se vendieron más de 20 millones de ejemplares en todo el mundo; Informe sobre la fe, también una entrevista al entonces cardenal Ratzinger, así como Hipótesis sobre Jesús; Hipótesis sobre María; Bernardette no nos engañó; Por qué creo; Padeció bajo Poncio Pilatos o El gran milagro, entre otros, escribió hace unos años este Leyendas negras de la Iglesia que ahora se edita de nuevo en España con el sello editorial de Vozdepapel.

Y sigue de actualidad ya que esas leyendas negras contra la Iglesia no menguan, sino que siguen creciendo, pero aún con poca respuesta de los católicos.

La propaganda anticristiana que provoca vergüenza en los católicos

Messori retoma las palabras de Léo Moulin, viejo profesor agnóstico, profesor de Historia y Sociología en la Universidad de Bruselas durante medio siglo, autor de decenas de libros rigurosos y fascinantes, para explicar el drama en el que vive el católico de hoy acogotado por la cancelación y avergonzado por su fe:

«Haced caso a este viejo incrédulo que sabe lo que se dice: la obra maestra de la propaganda anticristiana es haber logrado crear en los cristianos, sobre todo en los católicos, una mala conciencia, infundiéndoles la inquietud, cuando no la vergüenza, por su propia historia. A fuerza de insistir, desde la Reforma hasta nuestros días, han conseguido convenceros de que sois los responsables de todos o casi todos los males del mundo. Os han paralizado en la autocrítica masoquista para neutralizar la crítica de lo que ha ocupado vuestro lugar».

“Vosotros, ignorantes de vuestro pasado, habéis respaldado esas falsedades”

«Habéis permitido que todos os pasaran cuentas, a menudo falseadas, casi sin discutir. No ha habido problema, error o sufrimiento histórico que no se os haya imputado. Y vosotros, casi siempre ignorantes de vuestro pasado, habéis acabado por creerlo, hasta el punto de respaldarlos. En cambio, yo (agnóstico, pero también un historiador que trata de ser objetivo) os digo que debéis reaccionar en nombre de la verdad. De hecho, a menudo no es cierto. Pero si en algún caso lo es, también es cierto que, tras un balance de veinte siglos de cristianismo, las luces prevalecen ampliamente sobre las tinieblas. Luego, ¿por qué no pedís cuentas a quienes os las piden a vosotros? ¿Acaso han sido mejores los resultados de lo que ha venido después? ¿Desde qué púlpitos escucháis, contritos, ciertos sermones? Me habla de aquella Edad Media que ha estudiado desde siempre: ‘¡Aquella vergonzosa mentira de los “siglos oscuros”, por estar inspirados en la fe del Evangelio!’. ¿Por qué, entonces, todo lo que nos queda de aquellos tiempos es de una belleza y sabiduría tan fascinantes? También en la historia sirve la ley de causa y efecto…».

Consigue aquí la nueva edición de «Leyendas Negras de la Iglesia»; de Vittorio Messori. 

Messori considera que «si por el fruto se reconoce al árbol, quizá haya que extraer alguna conclusión de ello, aunque sea para proseguir con la admonición de Moulin, el viejo historiador agnóstico, a los creyentes: ‘Causa y efecto…’. También nosotros tenemos nuestros esqueletos en el armario; y ojo con querer disimularlo. La realidad cristiana siempre mezcla lo divino con lo humano; la Iglesia es casta et meretrix, según sentencian los Padres. Y así son y fueron siempre sus hijos. Pero miremos también a nuestro alrededor, ya no tan avergonzados e intimidados. La caridad no es posible sin la verdad; para nosotros y para los demás».

Vittorio_Messori_Leyendas_Negras_de_la_Iglesia.

Puedes conseguir aquí la nueva edición de «Leyendas Negras de la Iglesia», de Vittorio Messori (Vozdepapel). 

“Cuando se empieza a sentir vergüenza por la historia de su Iglesia; hay un grave peligro de perder la fe”

«Cuando un muchacho, educado cristianamente por la familia y la comunidad parroquial, a tenor de los asertos apodícticos de algún profesor o algún texto empieza a sentir vergüenza por la historia de su Iglesia, se encuentra objetivamente en el grave peligro de perder la fe«, señala en el prólogo del libro el cardenal Biffi, el que fuera arzobispo de Bolonia y gran apologeta, apuntando a un grave problema pastoral con el que se afronta la Iglesia: la separación de la fe con la razón.

“La descristianización no parte de la pérdida de fe, sino de la pérdida de la razón”

«Aquí tenemos un problema pastoral de los más punzantes –dice el cardenal Biffi- ; y sorprende constatar la poca atención que recibe en los ambientes eclesiales. Para salvar nuestra alegría y orgullo de pertenecer al ‘pequeño rebaño’ destinado al Reino de Dios, no sirve la renuncia a profundizar en las cuestiones que se plantean».

«Es indispensable, por el contrario, la aptitud para examinar todo con tranquila ecuanimidad: en oposición a lo que comúnmente se piensa, la escéptica cultura contemporánea no carece de cuentos, sino de espíritu crítico; por eso el Evangelio se encuentra tan a menudo en posición desfavorable. Tal como he dicho en repetidas ocasiones, el problema más radical a consecuencia de la descristianización no es, en mi opinión, la pérdida de la fe, sino la pérdida de la razón: volver a pensar sin prejuicios ya es un gran paso hacia adelante para descubrir nuevamente a Cristo y el proyecto del Padre», escribió Biffi.

“Los católicos no reparan en las mentiras que gravitan sobre la historia de la Iglesia”

Vittorio Messori considera que «nos encontramos literalmente sitiados por la malicia y el engaño. Por ese cúmulo de opiniones arbitrarias, deformaciones sustanciales y auténticas mentiras que gravitan sobre todo lo que históricamente concierne a la Iglesia y, desgraciadamente, los católicos en su mayoría no reparan en ello, o no quieren hacerlo».

“Si se atenta contra la verdad, la misma perfección evangélica me obliga a consagrarme para restablecerla”

El Cardenal Biffi, en el prólogo de Leyendas negras de la Iglesia (VozdePapel) recuerda que «si recibo un golpe en la mejilla derecha, la perfección evangélica me propone ofrecer la izquierda. Pero si se atenta contra la verdad, la misma perfección evangélica me obliga a consagrarme para restablecerla: porque allá donde se extingue el respeto a la verdad, empieza a cerrarse para el hombre cualquier camino de salvación«.

«De esta firme convicción, me parece, ha nacido este libro, que esperamos se convierta de inmediato en un instrumento indispensable para la moderna acción pastoral«, concluye el cardenal Biffi sobre el libro de Vittorio Messori: Leyendas negras de la Iglesia (VozdePapel). 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *