«Padres que impidan a sus hijos mutilarse recibirán tratamiento psiquiátrico y serán juzgados»

admindiciembre 17, 202217min220
logo_2020.png

Carlos Novo, autor del libro Por qué las leyes trans ponen en peligro a los niños, editado por Religión en Libertad, denuncia con datos y cifras que la operación cultural y política alrededor de la ley trans está basada en mentiras, invenciones y manipulación.

Por qué las leyes trans ponen en peligro a los niños es un estudio sobre el fenómeno trans y sus consecuencias, especialmente entre los menores de edad, elaborado a partir de los datos científicos y los estudios sociológicos más rigurosos, justamente aquellos que quieren ocultar los lobbies LGTB y las feministas en el poder.

El libro se puede descargar gratuitamente en este enlace.

«El esfuerzo que ha hecho Religión en Libertad para que este libro sea gratuito y esté al alcance de todo el mundo es muy importante», señala Carlos Novo, «porque nos enfrentamos a una operación de manipulación de enorme envergadura frente a la que es vital estar bien informado. Ojalá hubiera más iniciativas parecidas, porque solo la información veraz y honesta y los datos reales y científicos nos pueden librar de las imposiciones trans

Portada_Por_que_las_leyes_trans_ponen_en_peligro_a_los_ninos_Def

Puedes descargar el libro de forma gratuita entrando en este enlace. 

-¿Cuál es el rasgo más peligroso de la ley trans?

-Toda la ley trans supone un inmenso riesgo. Por ejemplo, hace un daño inaudito a los menores, a los que puede dañar física y psicológicamente, y a sus familias, a las que condena al silencio y la impotencia. Es también una magna operación de manipulación ideológica, la ley trans es la formulación legislativa de una ideología mortífera. Supone también una suerte de secuestro de los menores, esta ley los sustrae de los padres para darles una autonomía peligrosa. Amparado por la ley, el Estado margina a los padres y permite que el menor de edad pueda cambiar de sexo con independencia de lo que opinen sus padres.

– El libro sostiene que estas leyes suponen un peligro real de muerte para los menores. 

– Y para los adultos. Ya hay muchos casos que así lo prueban. En España y en todos los países donde leyes similares están en vigor nos encontramos con padres cuyos hijos pequeños vuelven del colegio un día y dicen ser trans. Los niños cuentan que se han dado cuenta después de hablar con un profe, o que se lo ha dicho un activista de una organización LGTB que ha dado una charla en el colegio.

»Las madres y padres que se enfrentan a un caso así lo primero que hacen es tratar de que su hijo entre en razón, o buscan ayuda profesional, un psicólogo o un psiquiatra. Pero en esos casos el sistema se pone en marcha, aparta a los hijos de sus padres, que pueden acabar en el banquillo acusados de transfobia, y facilita a los menores el cambio de sexo, digan lo que digan sus padres.

»La hormonación consiguiente y todos los tratamientos que se aplican a estos niños destruyen sus cuerpos. Y la presión psicológica posterior («puedes hacer lo que quieras», «tus padres no pueden impedírtelo», «los que necesitan ir al psicólogo son ellos»), quiebra sus mentes, mientras sus padres asisten impotentes a la destrucción de sus hijos.

»Siguiente paso, el quirófano, la mutilación. Y así, por medio de leyes de género como la ley trans y las leyes LGTB, convierten el futuro de los niños y jóvenes en un infierno permanente que, en más de una ocasión, termina en el suicidio. El libro está lleno de casos reales que corroboran todo este proceso.

– A tenor del gran número de niños y jóvenes que de repente se declaran trans, ¿podríamos decir que estamos ante una especie de moda? 

– Desde el Gobierno de nuestro país se está legislando para que los niños puedan decidir sobre su propia mutilación física, psíquica o las dos. Se está pervirtiendo el sistema educativo, alentando la homosexualidad y el cambio de sexo desde los primeros años de escolarización. 

»Y muchos medios de comunicación repiten y magnifican las consignas trans del poder. Grandes marcas comerciales y empresas punteras promueven campañas de publicidad que exaltan la ideología de género, la homosexualidad y lo trans y lo presentan como paradigma de la felicidad y la modernidad. La industria del cine y la televisión divulga constantemente productos trans y LGTB dirigidos a menores.

»No sé si el término «moda» encaja aquí, pero es evidente que hay un efecto contagio. Hace 10 años solo se declaraban trans unos pocos hombres adultos. Hoy son cientos de niños y adolescentes, sobre todo niñas. Y esto coincide con una presencia abrumadora de exaltación de lo trans y la homosexualidad en el sistema educativo y en todos los medios. No es casualidad.

»Y todo esto irá a más cuando se apruebe la ley trans. Lo van a tener muy mal los padres que quieran impedir que sus hijos se mutilen, serán sometidos ellos, no sus hijos, a tratamiento psiquiátrico o terminarán ante el juez acusados de maltrato infantil. Esto es algo que ya sucede en países donde leyes similares están ya en vigor.

– En el libro aparecen cifras sorprendentes y datos que no suelen publicarse. Por ejemplo, sobre el número real de personas trans.

– Entre 2012 y 2021 el número de personas que dicen ser trans no ha aumentado un 20, o un 30 o un 40 por ciento, no. Ha aumentado un 7.600 por ciento y eso solo en Cataluña, solo en cuatro provincias. ¿De verdad alguien puede creer que estamos ante un fenómeno real? ¿O es más bien una moda patrocinada por el poder? Porque de ninguna manera es creíble semejante incremento. 

– ¿De dónde salen estas cifras?

-Son cifras oficiales, es un estudio basado en el número de personas que han acudido a la sanidad pública para solicitar un cambio de sexo. Son las cifras oficiales de la sanidad pública, en este caso en Cataluña. 

»En 2012 acudieron a estos servicios 19 personas. En 2021 fueron 1.454. ¿Por qué de repente hay tantas personas que dicen ser trans? Y lo más preocupante y peligroso, ¿por qué en 2012 los que requerían estos servicios eran hombres mayores de 30 años y en cambio hoy son niños y adolescentes? Las leyes LGTB y trans son peligrosas para el cuerpo y para el espíritu. Son leyes que matan el cuerpo y el alma. 

– A juzgar por las muchas partidas presupuestarias destinadas a las políticas de género y trans en todas las administraciones, se diría que el colectivo de personas trans es muy numeroso y hasta el momento padece una persecución terrible.

– Hay cirujanos que presumen de haber mutilado a miles de menores de edad, aunque ellos lo llaman «transicionar» o cambiar de sexo. Y hay grupos de presión trans y LGTB que hablan de que hay decenas de miles de trans en España. El Ministerio de Sanidad, que es quien debería conocer las cifras reales, no ofrece ningún dato. El Ministerio de Igualdad se niega expresamente a evaluar el número real de trans en España. ¿Por qué? Si hay tantas personas trans y son tan maltratadas, ¿no reforzaría sus argumentos divulgar estos datos?

»Hay una investigación internacional desarrollada por 12 países que alcanzó la cifra de 95 millones de personas estudiadas. Es el estudio más amplio y completo realizado hasta la fecha. Pues bien, de esos 95 millones de personas, tan solo 4.355 eran transexuales entre los 12 países estudiados. Y en el caso de España, la cifra era de 500 personas.

»Casi no hay personas trans reales. Estamos ante una pseudo ideología impulsada desde el poder político, con la complicidad de amplios sectores económicos y culturales, y especialmente dirigida a los jóvenes y a los menores de edad.

140847_chica_triste_moderna_640

– ¿Nos libraremos de todo esto si la ley trans finalmente no se aprueba?

– Los trámites legislativos están muy avanzados y no hay indicios verosímiles de que la ley vaya a retroceder. Pero el problema en España no es que se vaya a aprobar una ley trans nacional. El problema y el peligro es que, entre legislaciones trans y LGTB, en España hay nada menos que 19 leyes de este tipo.

»Y son leyes que han sido aprobadas en las comunidades autónomas gobernadas por los partidos mayoritarios, por el PSOE y por el PP, de modo que somos todos nosotros, los ciudadanos de a pie, los que tenemos ahora una gran responsabilidad, hemos de enfrentarnos a esta atrocidad legislativa. 

»De ahí la importancia de libros, artículos, reportajes, videos sobre todo esto, cualquier iniciativa que ponga negro sobre blanco el retroceso de civilización que supone la ideologia de género y sus leyes. Es fundamental apoyar y divulgar la información veraz, los hechos, los datos, los conocimientos científicos que desmontan las leyes de género. 

»Si usted dispone de esa información, por favor, compártala con su familia, con sus compañeros de trabajo, con sus amigos. Suscite conversaciones alrededor de estos asuntos, facilite datos. En definitiva, luche, combata la ideología de género en su entorno y presione a los políticos para que sientan que sus votantes les darán la espalda si no frenan esta legislación.

– Para combatir esta situación, usted insiste mucho en la necesidad de divulgar la verdad sobre las leyes de género y la ley trans y propone a los lectores que alerten a sus familiares y amigos y compartan la página de descarga del libro Por qué las leyes trans ponen en peligro a los niños.  

– No nos dejemos guiar por las apariencias. O por lo que el poder quiere que creamos. La realidad es que el futuro no está escrito y tampoco está en manos solamente de los políticos. Ninguno de ellos existe sin tu voto

Puedes descargar el libro de forma gratuita entrando en este enlace. 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *